Tips para llevar una dieta balanceada

Consumir la mayor cantidad de alimentos orgánicos posible es, sin duda, indispensable para llevar una dieta saludable. Sin embargo, no es lo único: también hay que saber qué beneficia al cuerpo, qué no (por más orgánico que sea, el azúcar sigue siendo dañino), en qué cantidades consumir ciertas comidas y cómo combinarlas para lograr un balance óptimo. Aquí presentamos algunos tips para comer sano:

  • No comer demasiado. Hacerlo dilata los intestinos y  el sistema digestivo debe esforzarse de más, dejando sin energía al resto del organismo. Es mejor ingerir poca cantidad con frecuencia.
  • No retrasar la hora de comida. Esto sólo logrará o bien que se coma de más, o que se coma lo primero que se encuentra. Para llenar el estómago por un rato, puede tomarse un poco de zumo.
  • Aprender a usar el microondas. No usar envases de plástico para calentar los alimentos ni dejar que permanezcan en contacto con la comida durante la cocción.
  • No saltarse el desayuno. Éste es la comida más importante del día. Un desayuno rico en fibra, por ejemplo, a base de cereales integrales, es una gran fuente de salud.
  • No masticar en movimiento. El sistema digestivo necesita mucho oxígeno para su correcto funcionamiento. Si uno está moviéndose al comer, puede que los alimentos no se digieran y se fermenten, intoxicando al estómago.
  • Masticar cada bocado 30 veces. El cuerpo absorbe mejor los nutrientes, además de que se provoca una sensación de saciedad.
  • Sentarse cómodamente al comer. Conviene adoptar una postura recta, pues de este modo el estómago se expande y se prepara para recibir el alimento.

Fuente: Quiero comer sano, de Carol Morley & Liz Wilde, Ed. Alhambra, 2002.

No Responses

  1. Pingback: Aceites vegetales: los aliados de la salud | Organicos.eu 08/09/2011