Lo básico en una cocina orgánica: los utensilios

Para cuidar el medio ambiente y llevar una alimentación saludable, resulta esencial contar con una cocina ecológica, que permita contaminar lo menos posible y, al mismo tiempo, obtener el máximo de los alimentos.

Una condición básica para preparar comidas naturales es hacerlo con los utensilios adecuados. Éstos harán posible cocer los alimentos sin contaminarlos y mantener la cocina limpia.

Lo más recomendable es utilizar ollas, sartenes y comales de acero inoxidable. También pueden ser de peltre, un material más barato, cuidando que no se despostille. Conviene evitar los utensilios hechos de teflón, pues éstos liberan materiales tóxicos al sobrecalentarse. Asimismo, es mejor no usar ollas de aluminio ni de barro cuando están cubiertas con esmalte de plomo.

Diversos estudios han demostrado que los contenedores de plástico también liberan sustancias nocivas para la salud. Para calentar los alimentos en el horno de gas y guardarlos en el refrigerador, lo mejor es usar refractarios de cristal. En cuanto a las palas y cucharas, conviene elegir las que están hechas de madera.

Las personas naturistas y las macrobióticas recomiendan evitar el uso del horno microondas y preferir los métodos de cocción al fuego, pues consideran que preservan íntegros los nutrientes de los alimentos.

Por supuesto, es indispensable lavar los platos con un jabón líquido biodegradable, como los elaborados a base de aceites naturales. Si se enjuagan los platos sucios inmediatamente después de la comida, se ahorran muchos litros de agua. Por último, para enjuagar las toallas de secado y de limpieza, pueden sumergirse en una mezcla de agua y jugo de limón.

No Responses

  1. Pingback: Recomendación de lectura: The Art of Simple Food, de Alice Waters | Organicos.eu 08/09/2011